“Bull”… el lado humano y realista de los litigios

8

Uno de los rostros más conocidos en la psicología clínica y forense es el del Dr. Phil McGraw —la revista Forbes lo coloca en la posición número cuatro de los 100 famosos mejor pagados (atrás de Taylor Swift, One Direction o James Patterson, y arriba de Cristiano Ronaldo) —, primero gracias a su incursión en el show de Oprah Winfrey y luego con su propio programa, Dr. Phil.

Antes de su efervescente fama, McGraw impresionó a Winfrey con su capacidad de asesorar a sus clientes durante litigios, al explotar sus habilidades psicológicas y forenses. Para mostrar esa área poco explorada en las tramas de drama legal, el Dr. Phil, de la mano de A&E y Steven Spielberg, se convirtió en el productor ejecutivo de la serie Bull.

En el serial, protagonizado por el actor Michael Weatherly, McGraw intenta mostrar cómo el análisis puntual y la investigación profunda de los antecedentes del jurado, jueces o testigos, con el uso de tecnología de punta, puede ser la clave para obtener el veredicto de inocente. A través de la vida de un personaje complejo llevará a los televidentes tras bambalinas de las cortes estadunidenses.

“Es algo surrealista para mí, filmar este programa inspirado en el tiempo que trabajé en las ciencias del litigio. Ésta es una serie anti-leyes, es acerca de cómo se maneja un litigio, la agenda que provoca la decisión del jurado. Sabrán que los casos muchas veces no se deciden por los hechos, de lo que dice la ley de esos datos, sino por otras motivaciones.

“El Dr. Jason Bull es experto en entender esas emociones de la historia, en saber cómo y a qué reacciona la gente para tomar una decisión. Vamos a levantar el telón para que la gente vea qué pasa realmente. Este show es muy realista, muestra las otras capas de lo que pasa en la arena del litigio en el sistema judicial de EU”, dice McGraw en entrevista concedida por A&E.

Dr. Phil promete a un protagonista “que se acerca a los límites de la ley”, por lo que deja muy en claro que Bull es una serie inspirada en sus años previos de carrera en el sistema legal y no biográfica. El Dr. Jason Bull “se toma libertades de hacer cosas que saltan la línea, tenemos hackeo a través de internet y redes sociales, su compás moral es más relajado que en el mundo real”, explica.

El actor Michael Weatherly considera a la producción que A&E se estrenó el 20 de abril, a las 20:00 horas, una especie de manual para descubrir “la condición humana (…) Es acerca de un grupo de expertos que realmente llevarán al limite al jurado, a veces al acusado o al juez, para encontrar la manera de obtener un veredicto de no culpable.

“Creo que el corazón de la serie es acerca del comportamiento humano. Por qué nos comportamos de cierta manera, cómo nos salimos con la nuestra algunas veces, qué nos motiva, el distinto tipo de gente que hay en el mundo, quiénes somos, la identidad de una persona. Las preguntas que te mantienen despierto en la madrugada están en el ojo de Bull”, cuenta Weatherly desde Nueva York.

Michael se sintió atraído por la ambigüedad moral de su personaje y de los otros roles: su ex cuñado Benny Colón (Freddy Rodríguez), un agudo abogado; la experta en neurolingüística del Departamento de Seguridad Nacional, Marissa Morgan (Geneva Carr), y la ex detective del Departamento de Policía de Nueva York, Danny James (Jaime Lee Kirchner).

A ellos se suma la hacker Cable McCrory (Annabelle Attanasio), una millennial altanera encargada de recolectar la información cibernética, y Chunk Palmer (Christopher Jackson), un estilista experto en modas y ex jugador de fútbol americano a cargo de todo lo relacionado con el aspecto visual y estético de los clientes a la hora del juicio.

“No es un show simple, es decir, sí ‘traficamos’ con lo que llamaríamos un drama de procedimientos, donde está el chico malo, el crimen y cosas que hay que dilucidar, pero las capas, las motivaciones de la gente involucrada son complicadas. Cada personaje es divertido. El centro de todo es entender a la gente. Me atrajo lo puntual de retratar las cosas en las que casi nunca piensas.

“En cada episodio vemos varias facetas de la gran bola de disco que es el comportamiento humano, así que pónganse sus zapatos de baile, porque es tiempo de Bull, donde ningún juicio empieza de cero, es una manera interesante de ver a los dramas legales”, finaliza Weatherly, quien dejó su icónico papel en NCIS para protagonizar los 22 capítulos de Bull.

➣ Bull tiene aprobada ya su segunda temporada.

Eduardo Gutiérrez Segura / Crónica